viernes, 30 de mayo de 2008

Director 2008.05.29

Si es cierto que en nuestra amada España una de cada seis banderas azules que ondearán en el mundo estará este verano (si es que llega algún día la temporada estival) en las costas españolas, es algo que debe enorgullecernos. Pero… tras una buena noticia siempre hay un “pero”. Y ese “pero” es que en nuestra Galicia del alma hemos perdido 22 banderas azules.
Entiendo que es difícil conseguir una bandera azul ya que hay que cumplir bastantes requisitos de índole de seguridad, medios para asegurar al máximo la misma (vigilantes y primeros auxilios); higiene (agua potable, duchas y baños); accesibilidad para todos en general y sobre todo para el colectivo de minusválidos… entre otros muchos. Pero lo más triste y preocupante es que una vez conseguidas esas banderas azules, y por desidia o mala fe, dejamos de cuidar lo conseguido… y quedamos reflejados en esa especie de “lista negra” y de conocimiento general.
Personalmente me llena de satisfacción leer la lista de nuestras playas gallegas, desde Ribadeo hasta Bayona.en las que estarán ondeando la bandera azul. Y al mismo tiempo, lamento que hayamos perdido 22: las que espero que se recobren cuanto antes, para orgullo de propios y extraños.
Por favor, recordemos que las playas son de todos y que todos somos responsables de sus cuidados. Colaboremos con los responsables de las mismas y pronto, muy pronto, veremos nuestras costas engalanadas con el azul de las banderas… y sus arenales cubiertos con sombrillas multicolores.
Y aunque casi nadie haya pensado en ese hermoso espectáculo, donde veamos una bandera azul, tendremos irremisiblemente un punto de riqueza. No lo olvidemos.
Luís de Miranda.